Revoluzión 09 - final.

Mientras me enfrentaba con los jugadores de la ventana, los disparos de alguno de ellos dió en la marcadora, dejando la careta salpicada, por lo que los árbitros me indicaron que yo estaba fuera.

Yo reclamé porque consideraba que el hit había sido sobre la marcadora, no a mí pero el árbitro insistía en que yo había sido eliminado y como se nos dió la instrucción de no discutir con ellos, hice la seña de que yo estaba fuera del juego para que no me siguieran disparando.


Al salir vi que la careta tenía una mancha considerable, por lo que me dejó con la duda de si realmente me habían dado, porque yo no llegué a sentir el impacto de la bola de pintura, lo que sí sentía era mucho calor y comprendí que con todo lo que me había puesto seguramente era un golpe de calor, por lo que me quité toda la protección que traía puesta y esperé hasta sentirme bien, por lo que no ingresé con el resto de mi equipo en la primera oportunidad de las reinserciones permitidas.



Sin embargo, cuando ya estaba listo para ingresar al juego, los encargados del tiempo nos hicieron esperar media hora más, porque no avisaron el momento en el que debíamos ingresar así que cuando se nos dió autorización para hacerlo, el System Army ya tenía control sobre la mayor parte del terreno, ubiqué el lugar donde se encontraban los jugadores de "Resistencia" y traté de ubicarme desde un punto donde yo estuviera brindando apoyo.



Aquí pude eliminar a un jugador que se dedicó un momento a mostrarse por medio de una ventana, a modo de burla indicando que no lo podían eliminar, yo me dediqué a observarlo e hice el cálculo necesario haciendo unos disparos previos para determinar el ángulo y el tiempo en que el contrario se movia; mientras él se mofaba yo hice mi disparo definitivo y quedó ¡eliminado!



Realmente fue grato observar como la pintura hacia su viaje describiendo una parábola para concluir su caída libre sobre la careta del jugador. Mientras a mi lado otro jugador, se dedicaba a disparar usando un "apex", que debo decir que el sonido que emitía era muy particular.

Por medio de la radio escuché que unos compañeros de un grupo llamado "Black Hawks" solicitaban apoyo, aire y pintura, por lo que me movilicé al lugar donde se encontraban. Compartí pintura y aire mientras yo mantenía distraídos a los contrarios para que mis compañeros hicieran sus respectivas recargas, aunque en esos momentos yo me quedé sin CO2.



Por lo que me dediqué a ser un punto de distracción, provocando a los contrarios indicándoles que no podían darme, aprovechando que un horno servía como protección. Había un contrario en particular que hacía diversos disparos tratando de eliminarme, al darse cuenta que desperdiciaba su pintura se enfocó en otros jugadores.



Para cuando recibí un tanque de repuesto se declaró la final del juego y el equipo "System Army" se sabía vencedor dado el dominio que se tuvo del campo, así concluyó este juego nacional que resultó ser entretenido y de diversos aprendizajes.
Previous
Next Post »